Light in the Darkness

Palo Magazine, December 2018

View the article and explore Palo’s December magazine here.

by Nadine Smet-Weiss; translation by Ana Villaman

 

Sometimes, the darkness of a season can be overwhelming and, while we are desperate for the light, we also feel powerless to find it. December holidays remind us and teach us that no matter how dark it gets, the light is always there somewhere.

Most every holiday tradition of this season involves – literally and/or symbolically – the bringing of light. Christmas has the star of Bethlehem and the birth of Jesus. For Hanukkah there is the tradition of lighting the menorah for 8 days. This represents the miracle that happened when the temple only had sacred oil for one day, but it lasted for 8 days. The many ancient and modern solstice celebrations mark the returning light that follows the shortest day and longest night of the year.

This year we have been confronted with the darkness of sexual assault through the #METOO movement across our country and our world. This year we have heard, from the State Attorney General, dark details of child sexual abuse in the Catholic Church across Pennsylvania. We wonder, will the revelation of all this darkness ever end? We question, what can we do to shine the light on healthy human sexuality?

We can start the conversations with our children in their earliest years, and keep the conversations going. Talking together, listening to one another, respectfully sharing our values along with age appropriate information. These conversations build stronger family relationships and empowered youth. When they know they can turn to you with questions or concerns, they are less likely to be victimized by others. Visit us on social media and ask to join our Adultos Aliados conversations: www.facebook.com/berksteensmatter

 

Luz en la oscuridad

Palo – Diciembre

by Nadine Smet-Weiss, translation by Ana Villaman

A veces la oscuridad de la estación puede ser abrumante, y aunque nos desesperamos por encontrar la luz no tenemos el poder de encontrarla. Las fiestas de diciembre nos recuerdan y enseñan que no importa que tan obscuro este, siempre hay luz en algún lugar.

La mayoría de las tradiciones de esos feriados requiere -literalmente y/o simbólicamente- traer las luces. La navidad tiene la estrella de Belén y el nacimiento de Jesús. En Janucá existe la tradición de encender las velas por 8 días. Esto representa el milagro que pasó cuando el templo solo tenía aceite sagrado para un día, pero duró por 8. Las numerosas celebraciones del solsticio marcan la luz del regreso que sigue el día más corto y la noche más larga del año.

En este año hemos sido confrontado con la obscuridad de asalto sexual a través del movimiento #METOO alrededor del país y del mundo. Este año escuchamos del Fiscal General del Estado, detalles horribles de abuso sexual infantil de la iglesia católica de Pensilvania. ¿Nos preguntamos si las revelaciones de todas estas atrocidades terminaran algún día? Nos preguntamos, ¿qué podemos hacer para hacer que brille la luz en la salud de la sexualidad humana?‏

Podemos empezar las conversaciones con nuestros hijos cuando están pequeños y mantener las conversaciones en marcha. Hablando juntos, escuchándonos los unos a los otros, respetando y compartiendo nuestros valores junto con información apropiada para la edad. Estas conversaciones construyen familias más fuertes y empoderan a los jóvenes. Cuando saben que pueden ir donde tí con preguntas y preocupaciones, son menos propensos a ser victimizados por otros. Visítanos en nuestra página y únete a las conversaciones de Adultos Aliados: www.facebook.com/bersteensmatter.

 

 

 

 

 

Translate »